POSE RUNNING ON TRAIL - CORRER EN MONTAÑA

Correr en montaña también requiere técnica, se habla de otra técnica, se habla de otro calzado, se habla de otro mundo. La pregunta es ¿es otro mundo?

Ciertamente es otro mundo, lejos del asfalto, lejos del tráfico, lejos de los ruidos constantes (para los que vivimos en España es peor ya que España es el segundo país más ruidoso del mundo, sólo por detrás de Japón, según datos de la Organización Mundial de la Salud) y por todos estos motivos definitivamente es otro mundo. Pero hablando de técnica es lo mismo correr en asfalto que correr en montaña.

Uno de los principios de POSE RUNNING es dar prioridad al menor tiempo de contacto con la superficie (mientras más tiempo en aire, menos tiempo de contacto), lo cual con menos tiempo de contacto, menos tiempo para probables esguince de tobillo. Además de trabajar la flexibilidad de los tobillos, se trabaja la elasticidad muscular, que nos permite ser rápidos en los pasos. Las superficies irregulares del terreno programan y ayudan al sistema neuromuscular para afrontar cualquier situación de apoyo inestable. Otro punto importante es intentar aterrizar en linea con el centro gravitacional para no obligar al cuerpo en movimiento a permanecer mucho tiempo soportando el peso sobre una superficie irregular e inestable.

En resumen. En montaña se aplica la misma técnica.